La angustia de una Chillaneja que tiene un tumor en su rostro

Written by on Diciembre 19, 2018

Aún sigue la espera para una madre chillaneja que requiere un tratamiento médico que le permita mejorar su calidad de vida.

Se trata de Estela Toro Riquelme, cuyos años no ha sido nada fáciles, ya que sufre por la presencia de un tumor en rostro que ha sido objeto de miradas indiscretas y de preguntas incómodas.

Es cajera de un supermercado de la ciudad por lo que tiene que lidiar a diario con la falta de empatía y sensibilidad de la gente.

“La parte sicológica trato de dominarla, pero igual es fome, pasan por mi caja muchos clientes y me preguntan: ¿Le duele una muela?o ¿Está comiendo algo?. Es algo que tengo aguantar todos los días, trato de que no me afecte, pero como mujer a uno igual le afectan este tipo de cosas, pero trato de no quedarme con eso”, cuenta Estela.

Su caso fue dado a conocer en mayo pasado a través de La Discusión.cl, ya que envió una carta al Presidente Sebastián Piñera para encontrar un tratamiento a su enfermedad que fue diagnosticada en el Hospital Regional de Concepción como una malformación vascular progresiva en 2008, caso que hasta ahora no ha tenido respuesta, comenta, en el sistema público. Su única alternativa hasta ahora es la Clínica Alemana, sin embargo, el costo de la intervención llega a los 60 millones de pesos.

“Presenté en noviembre pasado un recurso de protección, ya que no he tenido atención ni derivación en el sistema, donde tengan la expertice. Mi tumor sigue creciendo y yo tengo que seguir mi vida igual, debo seguir trabajando. Se han hecho muchas gestiones, y he hablado con parlamentarios, el Ministro de Salud también tiene mi carpeta y hasta ahora no ha pasado nada”, expresa Estela

Pese a que el tratamiento, dice, conlleva riesgos como necrosis y daño cerebral, Estela está dispuesta a todo por sobrevivir, ya que sus dos hijos hoy dependen de ella.

El tumor es benigno, pero es peligroso, ya que cuando atraviesa por crisis sangra en forma excesiva. En 2017 tuvo que someterse a dos transfusiones, una que se realizó en Chillán y otra en Concepción.

“El doctor me dice si no se hace algo ahora va llegar un momento en que no se van a poder controlar los sangrados y me voy a morir,  por eso tengo que hacer algo. Mi diagnóstico hoy en día es lapidario, si yo fuera sola no me importaría, pero tengo dos hijos, que aún son pequeños, tengo mis responsabilidades. Ellos han visto a la mamá que se ha desvanecido de tanto sangrar”, comentó.

Fuente: ladiscusion.cl

Facebook Comments

RADIO STELLAR FM

Atracción Musical

Sonando Ahora
TITULO
ARTISTA

Background