Las técnicas con que las policías y la Fiscalía investigan los métodos de traficar droga en pandemia

Escrito por el noviembre 9, 2020

Tiene el aspecto de un escáner para automóviles, pero cuesta lo que vale un Mercedez Benz nuevo.

Se trata del analizador de narcóticos portátil de la marca norteamericana Trunarc, con la que cuenta el OS7 de Carabineros y que permite obtener resultados definidos y con prácticamente cero margen de error sobre la presencia de sustancias estupefacientes en cualquier paquete, frasco o bolsa sobre la que enfoque su cámara scanner, sin la necesidad de que los funcionarios siquiera abran el contenedor o manipulen la droga.

Es más, si se presenta algún resultado dudoso, las imágenes se pueden enviar de manera telemática a la central de la empresa, en Estados Unidos, y las respuestas, descartes o confirmaciones tardan sólo minutos, lo que evita alargar innecesariamente los procedimientos policiales.

Y este Trunarc se ha vuelto clave en los controles carreteros, y especialmente en la fiscalización que hoy por hoy también se están realizando de manera periódica y aleatoria a las empresas de servicios de encomiendas, canal por el que se ha tratado, como nunca antes, de hacer llegar drogas a la región de Ñuble, desde que las aduanas y controles sanitarios se han hecho cotidianos en las carreteras y caminos del país a raíz de la pandemia y el consecuente estado de emergencia en la que nos encontramos desde fines de marzo de este año.

Las mismas restricciones y obstáculos que han afectado al comercio y al transporte público, han significado igual barrera para los traficantes, tanto para conseguir que se les surta desde el extranjero, como para distribuir drogas por el país.

Al respecto, el fiscal Pablo Fritz, especialista en la persecución penal de la ley 20.000 explica que “el cierre de las fronteras y la disminución enorme del tráfico entre países significó una escasez a nivel nacional, y como el traslado de personas tiene mayores dificultades, se ha puesto harto acento en las encomiendas que llegan a través de las empresas que prestan estos servicios, como las que transportan los buses interregionales”.

Normalmente vienen muy envueltas en cintas de embalaje, en paquetes de papel aluminio o dentro de tarros de café para disminuir el olor, sin embargo “los perros con los que cuentan ambas policías, los detectan de todas maneras, por lo que contar con ellos también ha sido clave para estas fiscalizaciones”, añadió el persecutor.

Y en el caso del OS7, los perros Ellen y Derby, han sido el complemento ideal para el Trunarc.

La escasez de drogas en Ñuble cuenta con un ejemplo gráfico compartido por el fiscal.

“Hace un tiempo, se estaba investigando a una persona por tráfico de pasta base y se sabía que había adquirido cierta cantidad para vender a nivel local. Pero al incautarle la sustancia, la prueba de campo dio negativo, es decir, lo que le habían vendido estaba tan intervenido por las personas que la compraron y vendieron antes que él, que lo que le llegó era prácticamente la sustancia que utilizan para aumentar el peso, lo que antiguamente se conocía como el raspado de muro”, relató.

Lo positivo, es que según investigaciones del OS7 esta escasez ha significado que la droga ya casi no llega a los segmentos estudiantiles.

El capitán Juan Guzmán, jefe del OS7, establece de todas formas que “al margen de ello, por cuanto, si podemos establecer que el acceso a las drogas retrocedió, pero ello, no desenfoca nuestro trabajo, y nuestro objetivo se mantiene siempre vigente y claro”.

Redes sociales

Advierte que “es importante dejar en claro, que como agentes antidrogas, debemos y estamos a la vanguardia de las nuevas modalidades del tráfico de drogas, tanto en la internación como en la comercialización, esta última, a través de la mal utilización de las redes sociales”.

En efecto, el toque de queda, el aumento de patrullajes nocturnos y el hecho sabido que la ley permite la interceptación telefónica para investigaciones por drogas, los traficantes han acudidos a redes sociales para contactar parejas para conseguir clientes.

El último operativo que se dio por la detección de esa modalidad ocurrió en la Plaza de la Victoria, el pasado 30 de octubre y se detuvo a dos personas que habían contactado a un cliente (que en realidad era un funcionario policial encubierto) a través de una red social para parejas del mismo sexo.

“Esas aplicaciones de búsqueda de parejas se utilizan mucho”, dice el fiscal Fritz, quien agrega que por lo general los compradores buscan a usuarios que en sus avatares o íconos de presentación utilizan fotos o símbolos relacionados con drogas, “como por ejemplo, una hoja de marihuana, porque así se subentiende qué es lo que en realidad está ofreciendo”.

El fiscal, finalmente, destaca que si hace unos 30 años no había siquiera celulares, hoy toda organización o persona que se dedica al tráfico, necesita de uno y de estar conectado a redes sociales, por lo que ambas policías han ido descubriendo cómo investigarlos usando esas mismas plataformas. Y les ha dado resultados.

Facebook Comments

RADIO STELLAR FM

Atracción Musical

Sonando Ahora
TITULO
ARTISTA

Background

Escucha la señal online aquí

X
Abrir chat
👋 ¡Manda tu saludo!